La sequedad bucal puede deberse a la falta de saliva. La saliva desempeña un papel importante en la salud, ayudando a proteger las membranas mucosas y los dientes de los daños y ataques bacterianos. La saliva también elimina los restos de comida y puede contrarrestar la caries, además de lubricar la boca para que sea más fácil masticar, tragar y hablar.

Se estima que 1 de cada 5 personas padece sequedad bucal prolongada, lo que significa que hasta un 20 % de la población está aquejada de dicho trastorno. Aunque nadie está exento de padecerla, es más frecuente en personas mayores porque toman más medicamentos.

CAUSAS

La sequedad periódica puede producirse si hay estrés o nerviosismo. También puede ocurrir a primera hora de la mañana simplemente por dormir con la boca abierta. Estos tipos de sequedad bucal son comunes y no precisan atención especial. No obstante, si la molestia persiste durante todo el día, podría ser más grave y debería examinarse.

La sequedad bucal severa puede deberse a que se produce una cantidad insuficiente de saliva, o bien a que la composición de tu saliva no es la adecuada. Tomar ciertos medicamentos puede tener estos efectos en la saliva. Existen hasta 500 fármacos que la mencionan como posible efecto secundario.

SÍNTOMAS

  • Halitosis
  • Lengua roja y papilas gustativas deficientes
  • Boca seca y dolorida
  • Dificultades para tragar
  • Daños por ácido en los dientes
  • Caries
  • Labios y comisuras agrietados

¿QUÉ PUEDES HACER SI TIENES LA BOCA SECA?

En muchos casos, se pueden mejorar los síntomas con métodos sencillos y caseros, mientras que otros pueden requerir una visita al dentista. He aquí algunos buenos consejos para prevenir y curar la sequedad de boca:

  • Cepillarse los dientes por la mañana y por la noche con un cepillo suave y una pasta de dientes con flúor que alivie los síntomas de la boca seca.
  • Utilizar hilo dental para una buena limpieza entre los dientes.
  • Beber mucha agua, al menos dos litros al día.
  • Reducir el consumo de café, té y alcohol.
  • Estimular la producción de saliva con chicles sin azúcar.
  • Aliviar los síntomas desagradables con pastillas para chupar. Se recomienda utilizar productos con flúor para prevenir la caries en los dientes.
  • Informa a tu médico sobre los medicamentos que estás tomando.
  • El bálsamo labial puede prevenir las grietas y llagas en los labios.

 

Tener la boca seca puede resultar muy incómodo. Si crees que tus síntomas pueden ser graves, te recomendamos que te pongas en contacto con tu dentista para que te oriente sobre el cuidado bucal más apto.

Artículos relacionados

¿CÓMO PUEDO RECORDAR QUE TENGO QUE CAMBIAR EL CEPILLO DE DIENTES?

¿Sabías que se recomienda cambiar el cepillo de dientes aproximadamente 4 veces al año? Sin embargo, a veces nos cuesta recordarlo. Estos son algunos consejos…

Leer más
Smile with teeth

¿CUÁNTOS DIENTES PODEMOS LLEGAR A TENER EN REALIDAD?

A lo largo de la vida tenemos dos dentaduras. La primera es la temporal, conocida como dientes de leche o dientes primarios, y la segunda…

Leer más

¿CON QUÉ FRECUENCIA DEBES CAMBIAR EL CEPILLO DE DIENTES?

¿Eres una de esas personas que piensa que el cepillo de dientes está bien mientras las cerdas tengan un buen aspecto? Mucha gente piensa así,…

Leer más